viernes, 8 de abril de 2011




Ya nunca tengo tiempo para nada, ni para pensar.

2 comentarios: